martes, 7 de febrero de 2012

Todas las canciones hablan de mí



Andrea y Ramiro se separan después de 6 años de relación. Él regresa a casa de su madre y abuela. Ha estudiado filología y trabaja en la librería de su tío. Parece un hombre tranquilo, sin ambiciones. Sale con sus amigos, que le consideran un melancólico. Se deja arrastrar por los recuerdos, y se pone en contacto con personas importantes de su pasado: una amiga de la facultad, un vecino al que conoce desde la infancia. Indeciso y muy vulnerable, va dando tumbos, tanteando hasta encontrar lo que considera verdaderamente importante.



Es una deliciosa historia, con unos personajes cercanos. Las citas de los libros, ese autor que recomiendas a tu pareja, esas páginas compartidas. Un estado de ánimo que provoca sentimientos intensos,  incluso de cursilería, al escuchar letras de canciones que hasta ese momento no eran relevantes en la memoria musical. Es todo tan sencillo vía mail o sms, que a la hora de expresarnos frente a la otra persona, ya no sabemos encontrar las palabras. Y ahí surgen las cartas, esa ya casi arcaica manifestación profunda de muchas emociones. Nostalgia por lo palpable que se va perdiendo en el gigante virtual, tan rápido y a veces distante y ajeno.



Capítulos, fragmentos que van trazando, con constantes entradas de secundarios, el contorno sobre los protagonistas. Los vamos conociendo y queriendo cada vez más, con sus debilidades e inseguridades.

Cine de gente como tú y yo, del día a día, contado con ternura y colocando pequeños detalles ante nuestros ojos. Esas cajas que atesoran trocitos del pasado, poemas casi olvidados, amuletos muy personales, esos lugares donde uno busca desconexión o tranquilidad, oasis en medio de la gran ciudad. La capacidad de escuchar al otro cuando habla de sus cosas, de sus gustos.



Primera película de Jonás Trueba (Madrid 1981), hijo de Fernando Trueba. Previamente ya había hecho varios cortometrajes y colaborado en algunos guiones (El baile de la Victoria). Al referirse a la temática de su ópera prima, habla del difuminado tiempo de relación y de ruptura. ¿Siempre se cierra una puerta porque se acaba el amor? ¿Es mentira que el amor sobrevive al paso de los años?

Algunos de los actores son amigos de Jonás y nunca antes habían probado suerte ante una cámara.



Nos lleva por sus calles, los cafés que frecuenta. Nos presenta su Madrid.

Comparto por completo la opinión de Xalons, que también navega contra la marea de críticas negativas publicadas por los “expertos”.



Blog de Jonás Trueba sobre cine: Elviento sopla donde quiere. En su perfil se lee: Como mi tocayo Mekas, he intentado escribir sobre películas que no me gustan, pero siempre fracaso. Sólo escribo sobre películas que me gustan. Suscribo su teoría: el mal y la fealdad se cuidarán solos; es el bien y la belleza lo que necesita de nuestros cuidados. (Va por ti, Troyana).





DIRECTOR Jonás Trueba. GUIÓN Jonás Trueba y Daniel Rodríguez Gascón. FOTOGRAFÍA Santiago Racaj. REPARTO Oriol Vila, Bárbara Lennie, Miriam Giovanelli, Ramon Fontserè, Eloy Azorín, Valeria Alonso, Isabelle Stoffel, Bruno Bergonzini, Ángela Cremonte, Maite Blasco, Daniel Castro, Rebeca Sala. España 2010, 107 min. WEB OFICIAL. PREMIOS: 2 Nominaciones al Goya: Mejor dirección novel y actor revelación (Oriol Vila).


14 comentarios:

xalons dijo...

Me alegra muchísimo que te gustara. Gracias por poner en tu reseña el enlace a la mía. Es una película de esas que me gusta recomendar a quién me conoce y sabe de mis gustos, de esas que no se me van de la cabeza por sus personajes, sensaciones y porque ese Madrid de Jonás Trueba también lo reconozco como el Madrid dónde yo vivo. Yo veo cine de todo tipo pero alguno lo veo permanentemente con una sonrisa y el corazón encogido...

Pepe del Montgó dijo...

Pues la pienso ver porque tengo un profundo amor-odio por Jonas Mekas y todos aquellos "filmakers" Después de cuarenta años es increible que alguien pueda homenajearlos. En cuanto a lás críticas, estoy totalmente de acuerdo, hablo sobre lo que me gusta y ultimamente ya solo veo cine que me gusta.

Jack dijo...

Pues en mi última entrada también tengo yo una referencia a Jonas Mekas ¡qué le vamos a hacer! El del Montgó me la pasará, seguro, para que la vea.

TRoyaNa dijo...

Lu,
emocionada me tienes,muchas gracias.Me has pillado en un día tonto y sólo he dado en pensar:"...qué bonica,la gallega"..

A mí,como a Jonas,sólo me gusta hablar de lo que me hace disfrutar,porque como él,pienso que "es el bien y la belleza lo que necesita de nuestros cuidados,
el mal y la fealdad se cuidarán solos"

Se nota que la película te ha llegado hondo y conforme te iba leyendo iba pensando justamente en que al final,todo se reduce al cine que consigue hacernos vibrar,en contacto con lo más visceral,eso que algunos expertos catalogan de "indigesto", a otros puede hacernos conmover,algo se remueve en nuestras entrañas y en nuestras neuronas sin saber bien por qué,después de todo,eso es el cine,más allá de la técnica o la formación,ese sobrecogerse que ocurre sólo a veces y que se hace difícil,muy difícil de explicar.

Me has alegrado el día,me pongo ahora mismo a buscar la película.

Biquiños

Mario dijo...

Ésta película se salvó por un pelito de mi purga cinematográfica, regalé varias películas y se quedó en verdad sin un motivo muy grande detrás; sin embargo felizmente que así ha pasado porque leyéndote me has despertado bastante la curiosidad. Creo que ese desconectarse es indispensable de vez en cuando, ese dejarse llevar, y nunca pasaran de moda los detalles, los pequeños gustos, el ser humano da para mucha variedad. Un beso.

LU dijo...

Xalons, es cercana, creo que ésa es la base de esta historia. Tiene muchos detalles que me dejan cierto regusto nostálgico: las cartas, las cajas con tesoros… Sí que la ves con esa sensación tan agradable, y acabas con una sonrisa. Yo también la he recomendado a un par de personas que creo les puede gustar como a nosotros.

Siempre es un placer reseñarte.

Biquiños

LU dijo...

Ese otro Jonás sólo aparece citado en el perfil del blog de Trueba, pero no pinta nada aquí más allá de la frase citada. Este cine no tiene nada que ver con eso.

No he visto ninguna película de Mekas, tampoco creas que me apetece en exceso.

Yo intento ver cine que me guste, pero a veces patino, y bien.

Mis críticas negativas seguirán saliendo por aquí, porque descargar esa mala leche, de vez en cuando es sano, y liberador.

Biquiños

LU dijo...

Jack, anda que ya es casualidad!!!! Creo que ésta os va a gustar, o eso espero y deseo.

Mañana leo tu entrada.

Besos

LU dijo...

Troyana, es que tú eres uno de esos claros ejemplos de hanlo de lo que me gusta, y a mi me encanta llevar la contraria, ja ja. Iba con todo mi cariño, y además me alegro doblemente de que lo leyeras en uno de esos días tontos. Hoy seguro que ha ido todo mejor.

Para mi desde luego que IMPORTA MUCHO MÄS que la historia me llegue que toda la genialidad técnica expuesta con virtuosismo. Lo mismo me pasa con la música o la literatura. No necesito calidad extra, me conformo con que me haga sentir, sonreír, llorar…

Y a ti sería a una de las personas a las que le recomendaría esta peli. Espero acertar.

Biquiños

LU dijo...

Mario, a veces el destino pone las cartas a nuestro favor. Yo creo en las casualidades, y me hace siempre mucha gracia este tipo de cosas. Casi por descuido un DVD se queda en casa y de pronto lees un comentario y la buscas y la ves. Que la disfrutes y ya me dirás qué te parece.

Besos

Manderly dijo...

La apuntaré en la lista de pendientes gracias a tu recomendación y a la de Troyana, pero no sé, no sé...
Saludos.

TRoyaNa dijo...

Lu,reacción en cadena,pásate por mi blog cuando puedas:)
bsts

LU dijo...

Manderly, todos tenemos ciertas preferencias y manías, y eso no lo podemos evitar. Tú misma, déjate llevar, o déjala pasar.

Buen fin de semana

Biquiños

LU dijo...

Troyana, ayer por la noche ya ví que habías escrito una entrada muy completa, pero estaba tan cansada que lo dejé para esta mañana. Quería leerte con la mente despejada. ME HA ENCANTADO TU ENTRADA. Transmite muchas emociones.

BIQUIÑOS